viernes, 24 de mayo de 2013

Mauricio Marcelli

Pocos músicos en la actualidad pueden presentar una hoja de servicios tan brillante como la de este  violinista porteño, de formación clásica. Desde su adolescencia integró orquestas del calibre de: Enrique Mario Francini, Alfredo Gobbi, Argentino Galván, Miguel Caló, Aníbal Troilo, Osvaldo Pugliese, Atilio Stampone y otros. Además colaboró en las grabaciones de numerosos conjuntos y cantores como Alberto Podestá, Floreal Ruiz, Alberto Marino o Roberto Goyeneche entre tantos.
                                                           

Estuvo estos días en Madrid con la Selección Nacional de Tango, un Sexteto de excelentes músicos que acompañó a Ariel Ardit en una gira europea. Lo veía yo allá por el 68 cuando integraba la orquesta de Pugliese. Se le habían ido aquellos seis músicos que formaron el Sexteto Tango y Marcelli pasó a ser primer violín de la orquesta en reemplazo de Cacho Herrero. Seis años estuvo junto a Don Osvaldo y arregló varios temas para el conjunto.

-Dale tano, contame tus andanzas. ¿fuiste a ver la tierra de tus viejos?
- ¡Que te parece! Mi viejo y mi vieja era de un pueblito de la Toscana. Tengo muchos familiares allí. La casa de mi abuela materna está declarada monumento histórico y no se puede reformar, ni tocar nada. Tiene 500 años de antigüedad y aguantó bombardeos y demás. Una maravilla. La de mi abuelo paterno algo más de 100 años. Estuve en las dos y la verdad, resulta muy emocionante.
                                               
                                                             
-Y de tus viajes por el mundo.
-Ya perdí la cuenta y renové cualquier cantidad de pasaportes. Imaginate que estuve como primer violín de  Salamanca y Marconi en Japón. Y como solista, con Orlando Trípodi. Con Stampone estuve en diversos países de Europa y América y en 1995, acompañé a Julio Bocca en Estados Unidos y al Ballet Argentino. Como invitado acompañamos en París a la orquesta de El arranque junto a Raúl Garello, Néstor Marconi y Julio Pane.  Con El arranque estuve también en el Festival Génova Tango 2004, con mis propias obras. Anduve incluso por China, hice largas giras por todo Japón como director de mi propia orquesta, ofreciendo 61 conciertos. Y la verdad es que me aprecian mucho en Japón.

-Y te queda cuerda para rato, por lo que ví.
-Mirá, yo recuerdo cuando el Tano Ruggiero, que no era nada diplomático para decir las cosas, la encaró a Lidia, la esposa de Pugliese y le dijo de un saque: "Decile a Osvaldo que no toque más". Pugliese estaba sordo y seguía tocando, pero es difícil. Cuando yo vea que no escucho bien, largo todo. El propio Balcarce lo pasaba mal al final, y tenía que usar audífonos. Es jodido, pero es así.

Desde 1984, hasta el presente Mauricio integra la Orquesta Estable del Teatro Colón, donde ocupa el primer atril de su instrumento. Con este conjunto grabó, como solista, un CD dedicado íntegramente a obras de Ástor Piazzolla. Formó parte del Quinteto de Cámara Ensamble del Plata, conformado por solistas de cuerda de dicha orquesta. Ha dirigido la Orquesta Estable de Tango de la Ciudad de Buenos Aires y la Orquesta Escuela de Tango, en las que además fue violín solista.

Su curriculumn es realmente envidiable. E interminable. Con Hugo Romero, guitarrista, también actúan en salas y graban discos y anduvieron por París y Madrid, invitados. Lo llaman para reforzar orquestas y en carácter de solista. También ha grabado con sus distintas formaciones: Quinteto, Octango, Orquesta y puede resultar sorprendente el resultado, para aquellos que no lo tienen muy registrado en sus archivos a este gran músico, que también dirigió la Orquesta Nacional de Música argentina "Juan de Dios Filiberto". Pero además es compositor de varios temas de bella factura y arreglador de primera línea.
                                                                 


Por ejemplo lo podemos escuchar con su Octango, de 1977, en el tango de Julio De Caro: Boedo.

05- Boedo - Mauricio Marcelli

Y para redondear su imagen, nada mejor que verlo en directo en Japón y en este impresionante arreglo que hizo de Negracha, el tangazo de Osvaldo Pugliese, al frente de su orquesta y como solista además.


                                




No hay comentarios:

Publicar un comentario